FUERZA AÉREA DE CHILE

Centro de Medicina Aeroespacial

CASO DE GERMANWINGS: ¿UNA CATÁSTROFE PREVENIBLE?

El 24 de marzo de 2015 una tragedia aérea sacudió al mundo. El avión alemán Germanwings se estrelló causando la muerte de su tripulación y los 144 pasajeros que estaban a bordo. Muchas fueron las hipótesis. Con el tiempo, una de ellas tomó más fuerza. Andreas Lubitz, copiloto de la aeronave, ocasionó el siniestro por culpa de una grave depresión.

 

En el Salón 4 del Centro de Conferencias de FIDAE 2016, expertos del Centro de Medicina Aeroespacial (CEMAE), expusieron los factores que llevaron al profesional a causar uno de los accidentes aéreos más impactantes del último tiempo.

 

La Psiquiatra del CMAE, Massiel Zamorano, indicó que una de las teorías que llevaron a Lubitz a cometer semejante delito fue el miedo de perder su licencia como piloto.

 

“Las causantes de una depresión de este tipo se deben, en la mayoría de los casos a la angustia y pánico que sienten las personas. En el caso de Andreas Lubitz, la ruptura con su pareja fue uno de los detonantes que lo podrían haber llevado a hacer algo así”, afirmó.

 

Según explicó el Kinesiólogo, Manuel Alvear Catalán, en Europa los pilotos pueden hacer sus exámenes psiquiátricos en cualquier lado. “Por ejemplo, si en Italia es más fácil pasarlos, se pasan el dato y lo hacen. Además, no hay un sistema en línea entre los facultativos que permitan conocer la historia médica del paciente”, sostuvo.

 

 

El caso de Chile

 

Rodrigo Robles, Psicólogo del Centro de Medicina Aeroespacial, expuso lo que pasa en nuestro país en los casos de los pilotos que demuestran tener alguna enfermedad de tipo mental.

 

“Nosotros como encargados tenemos la misión de fiscalizar las evaluaciones y certificar a todo el personal aeronáutico nacional. Todos los médicos hacen un curso en Medicina de Aviación, así pueden cumplir con este rol”, dijo Robles.

 

“Aquí somos un poco más flexibles. Podemos otorgarles permisos a las personas que padecen un cuadro de salud mental y que están con algún medicamento, pero bajo un control constante, que puede ser cada uno o tres meses, dependiendo del paciente. Eso sí, tenemos la obligación de informarle a la autoridad aeronáutica si alguno de los pacientes tiene algún tipo de enfermedad mental. La persona también tiene la obligación de hacer saber lo que tiene, para así evitar cualquier tipo de accidente, tal como pasó con el Germanwings”, cerró.

 

Germanwings-702x336